Usos históricos del hormigón
Usos históricos del hormigón

Fabricamos muros de hormigón en Lleida y como expertos en el sector te queríamos hablar en este post de los orígenes de este apreciado elemento.

El hormigón como elemento constructivo ha estado presente desde los albores del Imperio romano hasta nuestros días. En paralelo ha ido evolucionando, tanto los elementos básicos que lo componen como la propia puesta en obra del mismo, así como los aditivos utilizados para su elaboración. 

En cuanto a su evolución histórica, desde Construcciones Encordar te contamos que ya en el Paleolítico y en el Neolítico el hombre comenzó a unir piedras por el método llamado de los "muros de mampostería en seco", es decir, colocando piedras en hileras horizontales. Posteriormente se rellenaron las capas entre piedras con un mortero, al principio mezcla de arcilla apisonada con canto rodado y más tarde breas de petróleo, hasta la época en que los egipcios descubrieron la cal. 

Durante el Imperio romano el uso del hormigón alcanzó un grado de satisfacción tal que no se volvería a lograr hasta el siglo XIX. Esto se debió probablemente a la gran habilidad constructiva de los romanos y a la facilidad para conseguir arenas volcánicas con propiedades cementicias con las que se preparaba un mortero de mucha calidad. 

Con la caída del Imperio romano disminuyó el uso del hormigón, y no volvió a ser la estrella hasta su descubrimiento moderno por parte de John Smeaton, considerado uno de los padres de la ingeniería moderna.

Señalar también que la asociación de hormigón y acero dio como resultado un heterogéneo material conocido como hormigón armado. Este hecho se daría a partir de la década de los 50 del siglo XIX.

Para la construcción de muros de hormigón en Lleida, llámanos. 

haz clic para copiar mailmail copiado